Las 8 mejores impresoras 3D para profesionales y entusiastas

impresoras 3D

¡Las 8 mejores impresoras 3D para profesionales y entusiastas ya están aquí! Hoy os exponemos las impresoras 3D que mejor resultado dan, a nuestro juicio, en el sector profesional, como para los fans de la impresión 3D. Montar un negocio de impresión 3D no es sencillo, ya que existen muchísimos fabricantes de impresoras y es difícil elegir una.

Sólo os pedimos dos cosas: relajaros y compartir vuestra opinión al final del artículo ¡Empezamos!

1.- Formlabs Form 1+

Una de las impresoras más potentes que podemos encontrar, es la Form 1+, una impresora que es protagonista por el éxito que tuvo en su iniciativa Kickstarter tras el encargo de numerosos pedidos. Se trata de una impresora 3D profesional que usa esterelitografía y resina líquida para imprimir en 3D.

Estamos ante una de las impresoras 3D más fiables del mercado, la cual fue diseñada en torno a este concepto. En cuanto su software, cuenta con PreForm, el cual facilita las cosas a la hora de usarla.

Con la Form 1+ obtendremos impresiones precisas, con una calidad de acabado brutal, y pudiendo hacerlo en 15 minutos, en algunos casos. Está recomendada para diseñadores, arquitectos o ingenieros.

 

2.- Dremel Idea Builder

Dremel ha trabajado junto con HP para crear esta impresora 3D, siendo la primera impresora del mundo en incorporar un escáner en ella. La recomendamos para aquellos entusiastas o fans que quieran usar la última tecnología disponible del mercado, en cuanto impresión 3D. Uno de sus aspectos positivos, es que no precisa de montaje, así que, una vez sacada de la caja, podemos empezar a usarla.

Podemos insertar una tarjeta de memoria SD para cargar los modelos digitales que queremos imprimir y empezar a trabajar. En muchas universidades, utilizan esta impresora para enseñar a los alumnos.

3.- Flashforge 3D Printer Creator Pro

En esta ocasión, nos encontramos una impresora fabricada por FlashForge, lo que denota un diseño robusto terminado en metal y una plataforma que se ha rediseñado para ser más estable en los movimientos verticales, como para obtener mayor calidad de acabados en la impresión. En este modelo han logrado solucionar uno de sus problemas más sonados: el sobrecalentamiento.

Gracias a su doble extrusora incrementa hasta un 60% la velocidad de impresión respecto a su antecesora. Es compatible con materiales como el nylon, PLA, ABS, madera o metal.

Su target está marcado por los entusiastas y tiene una relación calidad precio bastante interesante, teniendo en cuenta que puede funcionar en ámbitos profesionales. Su mayor virtud, la precisión.

4.- XYZprinting Da Vinci 1.0

Sin duda, la Da Vinci es la mejor opción para quien quiera más, por menos. Su relación calidad-precio es espectacular; de hecho, ganó el premio de “Impresora más asequible” de los editores de CES en 2014. Es cierto que se trata de una impresora que se fabricó en 2014, pero justo es ese su aspecto positivo: se ha actualizado y mejorado con el paso del tiempo.

No tenéis que instalar nada porque viene todo preinstalado, simplemente tendremos que enchufarla y empezar a funcionar. Trabaja con los materiales principales: ABS y PLA, lo que significa que está hecha para los ahorradores.

Como se trata de una impresora dirigida a los entusiastas o fans de la impresión 3D, su diseño protege a los usuarios de las altas temperaturas, lo que es un punto a favor.

5.- Zortrax M200

Volviendo al ámbito profesional, nos encontramos con la Zortrax M200, una impresora que se sitúa entre los 2000 y 3000 euros y que promete darnos lo que más queremos en esas gamas: fiabilidad, calidad, compatibilidad con materiales, precisión y un buen software.

Está construida en aluminio y no necesita una instalación, debido a que viene preinstalada. Se trata de la máquina ideal para el negocio de impresión 3D que estáis pensando montar próximamente ¿O no?

6.- LulzBot Mini Desktop

Esta impresora 3D es la más recomendada para aquellos que están interesados en el mundo de la impresión, pero que no quieren gastarse muchísimo dinero. Ofrece versatilidad, diversión y una compatibilidad de materiales muy interesantes, pudiendo imprimir en madera, piedra o nylon.

Otro punto a favor, es su software gratuito, el cual es fácil de usar y no requiere de conocimientos avanzados para ello. Si sois artistas u os gusta diseñar, os recomendaría encarecidamente esta opción.

7.- Qidi Technology X-ONE

La X-ONe se situa en la gama media, siendo una gran opción para los ya iniciados en el mundo de la impresión. Los detalles que nos sorprenden de esta impresora son:

  • Su construcción en metal y aluminio.
  • Compatibilidad con OS X y Windows.
  • Puertos USB o MicroSD
  • Pantalla táctil de 3,5 pulgadas.
  • Uso intuitivo.

8.- Sindoh’s DP200

Cuidado con esta impresora porque está enfocada para la gama media, pero es realmente potente. Su proceso es sencillo y sólo tenemos que remover los cartuchos antiguos e insertar los nuevos cuando ya no contengan material. He de decir que su proceso de impresión es uno de los más cortos y sencillos.

Nos gusta que podamos conectarnos a ella de forma remota y controlarla con el teléfono móvil a través de una app, pudiendo seguir todo nuestro trabajo. Sorprende la calidad de sus impresiones y nos asegura mucho tiempo de uso, ya que podemos aprender utilizándola y exigirnos más.

No es mala idea su compra, en caso de que seamos profesionales.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *